La bandera – PETIT COMITÉ

Elsa Martínez PETIT COMITÉPodría hablaros como siempre de qué comer, qué ver, qué sentir o qué oír estos días. Sin duda yo pienso ir a escuchar en el ADDA en unos días a disfrutar del Día de la Guitarra y después de la Orquesta de Israel para que mis oídos puedan sustraerme de alguna de las realidades que veo, escucho y oigo por un buen rato ( Josep Vicent se lo curra y mucho… pese a que esta provincia suele tratar de satanizar a sus propios profetas y héroes muy a menudo…); también os puedo decir que me gustaría ir a escuchar Doña Francisquita esta noche, una zarzuela perfecta y vibrante, o a ver como el circo contemporáneo de Carlos López (Wake up) me invade en visiones de plástica imponente, a veces ecléctico y otras casi místico, como sus luces, colores, cuerpos en movimiento con música y un lenguaje que desde juglares, titiriteros y trotamundos malabaristas se ha quedado recogido en la esencia del Circo de hoy.

Hoy mi foto principal es para la bandera que preside el Castillo de Santa Barbara y que en la Plaza del Mar ilumina cada rincón de ese mástil

El Teatro Principal tiene un pedazo de gestor también, Paco Sanguino, que como Josep Vicent, merece todos mis respetos.  Pero, al margen de esta pincelada, y de que vuelvo a insistir que visitéis museos por favor, que suelen estar solo llenos de turistas “guiris”… o andéis por los pueblos, ciudades y pequeñas villas de nuestras tierras de interior también a comeros lo mas rico de sus tierras, fuegos y beber sus bodegas… (también sitios solo frecuentados en mayor parte por turistas de fuera mas cultivados), os pido que escuchéis con todo mi corazón y desde la humildad esta plegaria en Petit Comité.  Hoy mi foto principal es para la bandera que preside el Castillo de Santa Barbara y que en la Plaza del Mar ilumina cada rincón de ese mástil donde se posó hace años y no queremos que se vaya. Me importa un bledo lo que opinen algunos, pero me parece increíble que estemos renunciando constantemente a nuestra cultura y nuestros símbolos por la constante dejadez en defenderlos frente a los ataques de cuatro que no saben de historia. Desde que soy pequeña he escuchado a unos y otros, he visto de todo, pero siempre he tenido claro, por las palabras de mi padre, que ser español era distinto a ser de derechas o de izquierdas. Tengo familia y muertos de ambas partes, de izquierda y derecha, quizás por eso mi padre y yo somos de centro. Porque estábamos hartos constantemente de que se tuviese que ser de un lado o de otro.

De mis recuerdos de pequeña destaco cuando con trece años repartía papeletas de aquella extinta ya UCD, o cuando veía a mis amigos de izquierdas y derechas con los que me llevaba igual de bien; o cuando mi experiencia me llevo a Consejos de Juventud, incesables viajes por la esencia liberal y en la cultura de la Facultad de Historia por los derroteros también del viaje a la progresía con gusto. Con las innumerables sorpresas luego cuando he conocido a gente de aquella AP y luego del PP y me he tenido que comer mis palabras de adolescente por su buen corazón y mucho más… cuando he entonado , si yo, mismamente yo, alguna vez letras de libertarios y textos de Durruti; pues bien solo sé que en todo eso… en todo, jamás se puso en jaque un principio fundamental.

Lo verdaderamente deleznable es ser tan idiotas para creer que es cool o gracioso ser Dani Mateo

Que soy ESPAÑOLA, desde Madrid donde nací, o en esta tierra valenciana y alicantina donde me crié. Que me gusta mi cultura de origen leones, y la Castilla de ley, pero también el Mediterráneo, el valenciano y  el aroma de la sal, regada por esta luz que no tiene igual y el olor de la mar cuando anochece y se mezcla con el jazmín en el aire. Y que??? es la mezcla , la identidad de la libertad sin perder mi origen lo que me hace ser yo y a muchos como yo. Pero jamás entenderé que amar mi tierra, mi país, mi bandera como símbolo de unión, no de exclusión, o estar orgullosa de ella en el mundo sea algo deleznable. Lo verdaderamente deleznable es ser tan idiotas para creer que es cool o gracioso ser Dani Mateo. Espero que cuando le pida a la Guardia Civil que muera por recogerlo de un naufragio, o de una inundación, o de un incendio, o al ejercito, o a la policía, o al Estado que le ampara en su derecho de expresión para incluso ofendernos a cientos de miles, entonces, sí entonces… se acuerde de que ellos son capaces de morir porque un día juraron ante esa bandera en la que el se suena sus mocos de forma gratuita y con una falta de respeto que ofende gratis.

Buen Finde.

Si deseas aportar tu opinión sobre esta noticia, por favor, deja aquí tu comentario.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.